martes, 1 de febrero de 2011

Rodaballo o corvina con patatas al pimentón

Como siempre, el mercado nos trae sorpresas e iniciamos el mes de febrero con una de ellas. La idea era hacer hoy un filete de rodaballo, pero en la pescadería tenían unas corvinas estupendas y, como no las había probado y todo el mundo habla maravillas de ellas, pues me he decidido a comparar una. La elaboración ha sido la misma que tenía pensada para el rodaballo y el resultado ha sido…

Foto: Mica Sant
Ingredientes para 2 personas
2 filetes de rodaballo de 200 g
1 patata mediana
1 diente de ajo
½ cucharadita de pimentón
Aceite de oliva virgen
Sal

Elaboración
1. Se cuece la patata con piel en agua hirviendo. Cuando esté tierna, se saca, se corta en cuartos y se reserva.

2. Se pone la plancha y, cuando esté suficientemente caliente, se hacen los filetes de pescado con una gota de aceite y un poco de sal, primero por la parte de la piel. Una vez dorada, se le da la vuelta para que el pescado quede dorado por fuera y jugoso por dentro.

3. En 2 cucharadas de aceite se fríe el ajo muy picadito. Fuera del fuego, se añade el pimentón, se rehoga y, a continuación se añaden las patatas, se saltean y se ponen a punto de sal.

La corvina es un pescado estupendo, pues es una carne consistente y de gran singularidad (al horno también debe quedar muy bien); pero quizá el acompañamiento no era el más adecuado. Por eso, os recomiendo que las patatas al pimentón las reservéis para el rodaballo y, para la corvina, creo que mejor le van unas verduras salteadas. La próxima vez, probaremos con otra guarnición. Así son las cosas…



Menú:

Rodaballo con patatas y aceite de pimentón

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada